Muros de Lavapiés: pintadas contra la violencia de género

Una serie acompaña esta tarde tu andar en Lavapiés: una serie de pintadas en color violeta, en los muros de las dos aceras de la calle Embajadores.  Te detienes y lees: el nombre de una mujer y las iniciales de sus apellidos, la violencia de género como móvil de su asesinato, la fecha, y el lugar del asesinato. Avanzas, te vuelves a detener, vuelves a leer, vuelves sobre tus pasos, y vuelves a leer. Hay un patrón en la serie: dos mujeres asesinadas en una misma fecha:  María del Carmen y Yolanda, el 2 de agosto de 2014, Sara y Verónica el 29 de julio de 2014, Mercedes el 26 de febrero de 2014.  Las pintadas sin firma recuerdan a cinco de las cuarenta y cuatro mujeres asesinadas por sus parejas dentro del estado español en lo que va del año, hasta el 18 de noviembre.

redesycalles IMG_0106

redesycalles IMG_0094Embajadores, 9 Dic. 2014.

redesycalles IMG_0087

redesycalles IMG_0088Embajadores, 9 Dic. 2014.

redesycalles IMG_0114Calle Valencia, 9 Dic. 2014.

redesycalles IMG_0051Travesía de San Mateo, 1 Dic. 2014.

La repetición de un patrón, explícita en la serie, llama la atención sobre la normalización de las violencias contra las mujeres en las sociedades patriarcales del sistema-mundo capitalista.  Las pintadas buscan fracturar esa normalización haciendo circular en las calles los nombres de las que ya no están:  dialogando con décadas de trabajo de concientización feminista, y el punto de inflexión que supuso en el estado español el asesinato de Ana Orantes, las pintadas sacan las historias de estas mujeres del ámbito de las relaciones privadas, “de pareja”, y las colocan en el espacio público, en el centro del debate público, que es donde pertenecen.  Las pintadas invitan, pues, a una reflexion sobre el género como violencia estructural: normas, valores, patrones, expectativas, deseos, que forman parte de un “sentido común” enseñado en las escuelas y en los medios de comunicación, internalizado y naturalizado en el día a día, que refuerzan que hombres y mujeres se construyan en desigualdad a través de comportamientos pre-establecidos por la sociedad.  Si las políticas públicas de protección a las mujeres en situación de vulnerabilidad son indispensables, lo es también la tarea de deshacer el género.

Frente a la violencia estructural del género y del patriarcado que se sigue cobrando vidas de mujeres, otras escritoras anónimas nos dejan dos piezas más en esas mismas calles de Lavapiés:  una declaración enfática y una advertencia:

redesycalles IMG 108 2014-12-10_0848 rtMiguel Servet, 9 Dic. 2014.

redesycalles IMG 0118 rtCalle Valencia, 9 Dic. 2014.

Más sobre las brujas por las calles de Madrid en un próximo post.

Para un recorrido por los orígenes del término violencia de género en España, ver esta entrevista con Lucas Platero.

Para unas fotos de una intervención similar de inscripción de nombres en la pared de una biblioteca en Madrid, ver esta entrada por Nacho Goytre en Demotix en abril de este año.

Advertisements

Going For Everything / A Por Todas: Visibilizing Patriarchal Violences on the Streets of Madrid

This past March, walking down Fuencarral and Gran Vía, I stumbled across a number of feminist and transfeminist slogans written on the walls of fashion stores and fashion ads. The slogans made visible in eloquent ways several patriarchal violences against women bodies:

Redesycalles7

IMG_4272 copy

“My body is mine” and “Complexes sold here ,% sales,” written on the walls of Spanish clothing store Desigual (“Unequal”, “Uneven”) in Fuencarral, called attention to the material and symbolic violence that informs beauty standards.

Other slogans like “Unequal(ity),” “size 38 squeezes my pussy,” and particularly the concept “gender is violence,” and the question “what is your gender?” written on the walls of the store and on an ad of the same brand interpellated people passing by, called attention to the systemic violence that underlies the (hetero)normativity of gender and its limited identities.  The clash produced by the slogans and the fashion ads worked toward the denaturalization of these assumptions interpellating the passersby :

IMG_4274

IMG_4289

IMG_4288    

redesycalles5

redesycalles6

IMG_4294

This collective action on one of Madrid’s main commercial avenues was organized by A Por Todas, (loosely, “Going for Everything”): “We’re dykes, trans, migrants, precarious … Different faces and corporalities who meet this year to fight capitalist heteropatriarchy, the church hierarchy and the budget cuts that threaten our bodies, our lives, our rights and our freedoms.”  To read their own narrative and see their own visual documentation of  this necessary and urgent action against sexist violences in the streets of Madrid, visit their photogallery:  you will find the album “Recorrido y denuncia ..” down below (the direct link won’t work).

You can also find A Por Todas on Twitter.

Fuencarral and Gran Vía, Madrid, 20 March 2014.

A Por Todas: Visibilizando violencias patriarcales en las calles de Madrid

Este marzo pasado, caminando por Fuencarral y Gran Vía, me encontré con diferentes lemas feministas y transfeministas escritos sobre los muros de  tiendas y anuncios de moda:

Redesycalles7

IMG_4272 copy

Los lemas visibilizaban elocuentemente varias violencias patriarcales ejercidas contra los cuerpos mujeres.  “Mi cuerpo es mío” y “Se venden complejos, % sales”, escritos en las paredes de Desigual en Fuencarral, llamaban la atención sobre la violencia física y simbólica que informa los cánones de belleza.

Otros lemas como “Desigual(dad)”, “la talla 38 me aprieta el chocho”, y sobre todo el concepto “el género es violencia”  y la pregunta “¿cuál es tu género?” escritos sobre el muro de la tienda y sobre un anuncio de la misma compañía, llamaban la atención sobre la violencia sistémica que subyace la (hetero)normatividad del género y sus identidades limitantes.  El choque producido por los lemas y la publicidad desnaturalizaban esos presupuestos e interpelaban a lxs paseantes:

IMG_4274

IMG_4289

redesycalles5

redesycalles6

IMG_4294

Esta acción colectiva en una de las arterias comerciales de Madrid  fue organizada por A Por Todas, quienes se auto-representan así: “somos bolleras, trans, migrantxs, precarias… Distintos rostros y distintas corporalidades que este año convergen para luchar contra el heteropatriarcado capitalista, la jerarquía eclesiástica y los recortes que atentan contra nuestros cuerpos, nuestras vidas, nuestros derechos y nuestras libertades”. Para leer su propia narrativa y documentación visual sobre esta necesaria y urgente acción contra las violencias machistas en las calles del centro de Madrid,  entra a su fotogalería (o al enlace de arriba) y busca, abajo, el album “Recorrido y denuncia …” (el enlace directo no funciona).  También tienen presencia en Twitter.

Fuencarral y Gran Vía, Madrid, 20 de marzo de 2014.